La noche de los supermercados

Son un mundo donde nos sumergimos de forma obligada de manera habitual. Los supermercados son lugares donde comprar cosas, de la más variopinta diversidad que podamos imaginar: desde un limón, a un dvd grabador, ya lo sabéis: todo. Llevar la monedita del carro, no perder la tanda, atender a las letras pequeñas de las condiciones de compra, la targeta cliente, o como conducir el carro por tan tortuoso circuito repleto de obstáculos, son sólo algunos de los temas a tratar. Fuísteis mal atendidos, os habéis aprovechado íncluso ilícitamente (vamos que si habeis robado), o habéis gastado alguna bromita (como poner las pizzas congeladas en la sección de frescos), se os han colado en vuestra cara y no habéis sabido que hacer, habéis merendado de gratis en la sección de desayunos…todas vuestras experiencias serán bien recibidas en una noche dedicada a ello.
Dentro de esta tipología mención especial a ese ser especialmente adaptado al medio, capaz de conseguir los mejores descuentos, colarse en la charcuteria ‘pazo yo que zolo quiero jamon-en-yor’, o sacarle los colores al más pintado, esa persona que te atropella con el carro y todavía te culpa a ti por estar en el medio, estamos hablando de: LA MARUJA, capaz de convertir el pasillo central del hiper-plus en toda una pesadilla…

8 comentarios

  1. y recuerda que si te lo comes antes de salir, es gratis

  2. Hay que ver que lucidez tiene este hombre…

  3. Un tema…. El pograma del dia 24?

  4. jaja…pides demasiado kike, stos ultimamente trabajan poquito

  5. Más bien trabajamos mucho y a veces no llegamos siempre puntuales.

  6. Si es por trabajo vale. Pero que no me entere yo que estais por hay robando o metiendoos cosas malas con la Mar…

  7. O metiendole cosas malas a la mar…que cabrones sois xD

  8. Tarjeta es con J, no?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *